Sin categoría, Toyota, Toyota Test

Viajar en primera clase – Toyota Sienna XSE Hybrid

1984 fue el año clave para el segmento de las minivans. En Europa el Renault Space comenzaba un camino que casi simultáneamente en Estados Unidos lo hacía el Chrysler Caravan revolucionando el segmento de vehículos familiares que hasta el momento era dominado por los station wagon. Estos dos modelos no fueron los  inventores del monovolumen, simplemente supieron interpretar una necesidad del usuario que había comenzado mucho antes con ejemplos como las Kombi Volkswagen o las Vans de los años 70 que nacían como furgones y los jóvenes las modificaban internamente para tener una especie de casa con ruedas. Poco demoraron las marcas asiáticas en intervenir en el segmento y hoy tenemos una rivalidad entre Toyota, Honda y el más reciente jugador Kia disputando la supremacía del segmento con Chrysler.

En esta ocasión nos toca evaluar la cuarta generación del Toyota Sienna y comenzamos hablando de su apariencia. Luce más sofisticada con un frente dominado por una enorme parrilla de panal de abejas, un dinámico lateral que termina en una parte trasera de líneas muy marcados con reminiscencias al Prius en la manera de resolver la unión con los faros traseros. En nuestra opinión un diseño bien resuelto a pesar de las limitaciones que ofrece un minivan en este aspecto. Buen coeficiente aerodinámico de 0.31.

Cubiertas Michelin en medida 235/50 R20. Las llantas de agradable diseño tienen cubre llantas plásticos

Motorización híbrida para todas las versiones

En este rubro tenemos una de las claves diferenciadoras del Sienna. Toyota decidió equipar a todas las versiones con una única motorización híbrida que en conjunto entrega 245 CV para mover ágilmente los  2120 Kg de peso. El motor térmico es un 4 cilindros de 2,5 litros con doble árbol de levas, 16 válvulas y sistema dual VVT-i. Claramente no alcanza los niveles de potencia del V6 del Kia Sedona (290Hp) pero la diferencia de consumo de combustible es asombrosa. Toyota logró un promedio de consumo de 36 MPG, algo así como 12,75 Km/l.

Además de los bajos niveles de emisiones, esto supone un ahorro de dinero anual significante. Al contar con dos motores eléctricos delanteros y uno trasero, el siena puede contar con la ventaja de ser All Wheel Drive. La transmisión automática CVT, no invita a tener grandes  sensaciones de manejo pero la suavidad de marcha es inmejorable. Como crítica, el motor térmico en ocasiones es algo rumoroso.

Sorprendente ambiente abordo

Comenzando por una accesibilidad destacable gracias puertas amplias, altura ideal y apertura remota o sin manos pasando el pie por debajo de las puertas traseras y portón de baúl, todo está pensado para hacernos la vida más fácil. Vale destacar que el espacio generoso cuenta para cualquiera de las tres filas de asientos. Todos viajarán cómodos cualquiera sea la ubicación elegida.

Adelante el conductor podrá ajustar su butaca con más opciones que el acompañante. La posición de maneja se logra gracias a una butaca regulable eléctricamente al igual que los espejos y una columna de dirección de doble regulación manual. La climatización está dividida en 4 zonas individuales.

Es muy agradable contar con un comando de cambios real ubicado en la consola central. En esta misma consola encontramos un cargador de celulares por inducción, una entrada USB para la multimedia, 4 de los 18 posavasos, las teclas de modo de manejo y dentro del enorme portaobjetos central, un USB de cada tipo. Debajo hay un espacio abierto con una bandeja y un toma de 12V con espacio suficiente para alojar por ejemplo, una heladerita.

La versión XSE que estamos evaluando es la intermedia de 7 asientos, pero existen dos opciones más por encima de esta hasta llegar a la Platinum que entre otras curiosidades cuenta con una aspiradora integrada a la consola central, heladera y asientos con apoyapiés desplegables.

Las plazas traseras son muy espaciosas aun en la tercera fila, cuentan con cargadores USB y USB-C como así también entrada mini plug para auriculares y regulación de volumen independiente.

No cuenta con techo de cristal en la parte trasera pero en su lugar está el que probablemente sea el accesorio preferido de los niños: la pantalla que se despliega desde el techo para reproducir contenidos o videojuegos. Cuenta con control remoto y dos auriculares inalámbricos. Todos los respaldos son reclinables y corredizos pero la fila central no se guarda debajo del piso como lo hace la Chrysler Pacífica. De todos modos el espacio se inclina en favor de Toyota. Las ventanillas de las puertas traseras descienden casi en su totalidad.

  

Capacidad de carga

El hecho de no contar con rueda de auxilio (disponible a deseo), hace que el espacio de carga gane en profundidad. Sumado a las barras de techo, no falta espacio para llevar el equipaje de los 7 pasajeros, pero si solo viajan 4, la última fila se puede guardar en el piso con un procedimiento muy simple que se puede hacer con una sola mano. En este caso el espacio de carga es para una mudanza.

 

La presentación del baúl es prolija y no hubo grandes esfuerzos para tapar los mecanismos de la última fila de asientos priorizando hasta el último centímetro de espacio.

 

Vista de la capacidad de carga con las 7 fijas desplegadas. A la derecha, kit de reparación de neumáticos

Instrumental, equipamiento de confort y seguridad

Sin haber recurrido a pantallas digitales, el tablero es de muy fácil lectura. Se extraña el cuentavueltas que en este caso es reemplazado por un muy útil indicador de energía que nos ayuda a conducir más eficientemente. La computadora de abordo es de operación intuitiva y en el centro de la plancha, la pantalla multimedia de 9 pulgadas de muy buena calidad y definición, está rodeada de útiles botones físicos. Algo tan útil y práctico como una perilla para regular el volumen y otra para cambiar de estación, es algo que no debería desaparecer de ningún auto. No se complica con rueditas ni controles sofisticados como algunos autos alemanes, todo se opera de manera fácil.

Cuenta con Android Auto y Apple Car Play, Amazon Alexa y Dinamic Navigation así como también la posibilidad de duplicar la pantalla de cualquier dispositivo en la pantalla trasera. El asistente de estacionamiento cuenta con cámara trasera y freno automático pero la visión 360, hay que saltar a la siguiente versión. En el techo se ubican los comandos de puertas traseras y baúl.

El nivel de seguridad está a la altura de lo esperado en esta van. Cuenta con Control de estabilidad VSC, Control de tracción, ABS con control de distribución de frenado, asistente de frenado de emergencia y asistente de arranque en pendiente. Completando la seguridad activa, hay que mencionar el sistema de pre colisión con detección de peatones, alerta de cambio involuntario de carril, alerta de punto ciego, alerta de presión de neumáticos, luces altas de cambio automático, lector de señales de tránsito y control de crucero dinámico adaptativo.

A nivel seguridad pasiva, también se destaca con 10 air bags, cinturones de seguridad con pre tensores en todas las plazas y sistema LATCH en 4 plazas.

Precio y garantía

Las opciones de Sienna arrancan en u$34,460 con el modelo LX, el intermedio XSE parece ser una de las más interesantes propuestas en relación precio producto a u$42,000 sin opcionales. En el extremo superior está la versión Platinum a u$49,900-. En la competencia se enfrenta a su archirrival Honda que ofrece una política de precios interesante con entradas de gama a u$32,090 y su versión más equipada a u$47,820-. Por último KIA ofrece la Carnival el motor más potente del segmento desde u$32,100 hasta 46,100-. Vale aclarar que ambas marcas utilizan motores térmicos V6 mientras Toyota apuesta al híbrido.

Toyota ofrece una garantía para este producto dividida en sectores. Por ejemplo la garantía básica que es de 36 meses o 36.000 millas hasta la garantía por ejemplo de la batería híbrida de 120 meses o 150.000 millas. También se incluye el Toyota Care con mantenimientos incluidos y asistencia 24 horas.

La parrilla de panal de abejas domina la imagen frontal

Entrada HDMI para la pantalla junta a toma de 120V, esta última se repite también en el baúl

En el techo se observa la regulación de la climatización y la pantalla. El sistema de sonido es JBL.

Todas las plazas son espaciosas y cuentan con salidas de aire, cargadores USB y entrada para auriculares

Múltiples regulaciones eléctricas para el asiento del conductor

 

You Might Also Like

Déjanos tu opinión

Tu correo electronico no sera publicado. Campos requeridos han sido marcados con *